Mariposa Maquila

Me siento
en el cómodo sillón
de la indiferencia,
para que sus ojos
dulces y tristes
como ciruelas rojas
no toquen mi sed.

Hoy no quiero sobornos
para mis insomnios,
ni espejos
con constelaciones
de estrellas morenas
para mis sueños narcisos.

Ser océano,
rayo o tormenta,
ni ir a tientas
sobre la mar de su ser
con mis besos de tiburón.

Eduardo D’Attellis
041320

Esta entrada se publicó el abril 18, 2020 en 7:33 pm y se archivó dentro de Arte y Poesía. Añadir a marcadores el enlace permanente. Sigue todos los comentarios aquí gracias a la fuente RSS para esta entrada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: